NÍQUEL

El níquel es un mineral que se encuentra presente en pequeñas cantidades en nuestro organismo.

Sus funciones no son muy conocidas, y su absorción se desconoce.

Se almacena en la arteria aorta, en el hígado y en los huesos.

Es un elemento que ocurre en el ambiente sólo en muy pequeños niveles.

Los humanos usan el níquel para muchas aplicaciones diferentes. La aplicación más común del níquel es el uso como ingrediente del acero y otros productos metálicos. Éste puede ser encontrado en productos metálicos comunes como es la joyería.

Los alimentos naturalmente contienen pequeñas cantidades de níquel. El chocolate y las grasas son conocidos por contener altas cantidades. El níquel es tomado y este aumentará, cuando la gente come grandes cantidades de vegetales procedentes de suelos contaminados. Es conocido que las plantas acumulan níquel y como resultado, la toma de níquel de los vegetales será eminente.

Los fumadores tienen un alto grado de exposición al níquel a través de sus pulmones. Finalmente, éste puede ser encontrado en detergentes.

Los humanos pueden ser expuestos a él al respirar el aire, beber agua, comer comida o fumar cigarrillos. El contacto de la piel con suelo contaminado o agua puede también resultar en la exposición al níquel.

En pequeñas cantidades el níquel es esencial, pero cuando es tomado en muy altas cantidades este puede ser peligroso para la salud humana.

Alimentos ricos en Níquel:

Son muchos otros los alimentos que lo contienen; sin embargo estos son los más importantes:

Cereales y derivados: Avena. Maíz. Trigo sarraceno. Cebada.

Verduras y Hortalizas: Ajo. Brócoli. Calabacín. Cebolla. Coliflor. Espinacas. Poroto. Lechuga. Perejil. Papa. Puerro. Rábanos. Remolacha. Tomate. Zanahoria.

Frutas: Damasco. Banana. Cereza. Ciruela. Manzana. Durazno. Melón. Naranja. Pera. Pomelo. Uva.

 

Frutos secos: Almendra. Avellana. Maní. Nuez. Pistacho.

Pescados y Mariscos: Arenque. Langosta. Sardina.

Otros: Cacao. Chocolate. Chocolate con leche. Extracto de café, Café. Té.

Estas son algunas de las funciones más importantes que el níquel, realiza en el organismo:

  • Nos ayuda a mantener la presión arterial normalizada.
  • Mejora y aumenta la acción de la insulina.
  • Incrementa las grasas sanguíneas.
  • Ayuda en la regulación de los niveles de adrenalina.
  • Su presencia es necesaria para poder asimilar correctamente el Calcio.

Su carencia puede ocasionar una serie de trastornos, estos son algunos de ellos:

 

  • Padecer mayor riesgo de intolerancia a la glucosa.
  • Mayor propensión a los ataques cardíacos.
  • Dificultades para absorber correctamente el Calcio.
  • Alteraciones en la tensión arterial.

Causas que favorecen su deficiencia:

Puede tener que ver con el padecimiento de cirrosis hepática y de fallos renales crónicos, ya que en las personas aquejadas de estos problemas, se advierten niveles bajos de este mineral.

El níquel interacciona con el hierro, es decir una dieta pobre en hierro intensifica la presencia del níquel, el cual favorece la utilización del hierro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s